Helecho Avestruz-Matteuccia Struthiopteris

 

Matteuccia Struthiopteris es un helecho, una planta herbácea, perteneciente a la familia Onocleaceae, es originaria del noreste de Europa, este de Asia y del norte de Estados Unidos. Es conocido como «Helecho Avestruz» por la altura y plumosidad  de sus hojas o frondes, que recuerdan a largas plumas de avestruz. Se desarrolla en zonas de sombra, en lugares boscosos, frescos y húmedos, de altas precipitaciones, a partir de rizomas profundos y extensos. Puede llegar a superar los noventa centímetros de altura, algunos ejemplares pueden alcanzar mas de un metro y medio de altura, con el tiempo forman grupos de algunos metros de diámetro.

 

 

Las hojas o frondas, son largas y están muy divididas, se desarrollan formando rosetas, tienen un crecimiento erecto o arqueado, en ejemplares adultos, las rosetas de hojas son densas con hojas centrales altas, de color verde amarillento, las hojas están divididas en pequeños folíolos ovalados, tienen un aspecto plumoso muy ornamental. Generalmente la mayoría de hojas son caducas, en invierno se secan, a medida que las temperaturas bajan, en primavera nuevas hojas o frondas se desarrollan desde el nivel del suelo. Las frondas altas de crecimiento vertical son estériles y mas largas y claras que las que producen esporas, que se desarrollan a su alrededor, estas frondas fértiles, generalmente perennes, tienen un color marrón verdoso. Las hojas miden alrededor de sesenta centímetros y se desarrollan de forma prácticamente vertical, formando espirales en los nuevos brotes.

 

 

Situación parcialmente soleada y de sombra, se desarrolla muy bien en situaciones muy sombrías. Suelo húmedo rico en materia orgánica, húmedo o muy húmedo. Es perfecto para cultivar en zonas de sombra, debajo de arboles de follaje denso, en los bordes de estanques o en el jardin de sombra. En lugares de condiciones de cultivo adecuadas, las plantas pueden llegar a ser invasivas. Es un Helecho muy atractivo, por el aspecto plumoso de sus grandes frondas.

 

 

En cultivo necesita riegos frecuentes, especialmente en primavera y verano con altas temperaturas, mantener la tierra de ligeramente húmeda a muy húmeda, no soportan situaciones de sequía, suelo drenante, Aunque los helechos son amantes del agua y la humedad, necesitan un sustrato drenante, para evitar problemas con hongos y pudrición de raíces. Si los cultivamos en climas cálidos, deberemos mantener siempre el terreno mojado, especialmente en verano, es recomendable acolchar la tierra, para dificultar la evaporación del agua y mantener las raíces frescas.

 

 

A finales de invierno o principios de primavera, cortaremos las hojas que se han secado durante el invierno, nuevas hojas brotaran desde el nivel del suelo, cuando suban las temperaturas en primavera. Durante la primavera y el verano, retiraremos las hojas secas, a menudo, para mantener las plantas saludables. Prefiere ser cultivado en climas de temperaturas frescas, no crece bien si hace demasiado calor, pero resiste temperaturas invernales de algunos grados bajo cero.

 

 

Se reproduce a partir de rizomas, las plantas adultas tienen rizomas largos, que se extienden y pueden desarrollar nuevas plantas a su alrededor, es recomendable dividir los ejemplares grandes. Efectuar las divisiones a finales de invierno o principios de primavera, cuando la planta despierta de su letargo invernal y empiezan a desarrollarse nuevos brotes. Las plantas también se reproducen por esporas maduras.

 

 

Es una planta de poco mantenimiento y fácil de cultivar, es resistente a plagas de insectos y enfermedades. Necesita un suelo constantemente húmedo, pero no encharcado, no soporta la sequía. En invierno la planta entra en estado de reposo vegetativo, perdiendo la mayoría de sus hojas, pero nuevas frondas brotan de nuevo en primavera. DIFICULTAD BAJA.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *