Pelargonium rosa perfumado-Geranio rosa perfumado-Pelargonium Clorinda

 

Pelargonium Clorinda es una planta perenne perteneciente a la familia Geraniaceae, la gran mayoria de Pelargonium son plantas originarias de África, esta variedad es una planta híbrida, es el resultado del cruces entre distintas variedades de Pelargonium, es una planta vigorosa que puede alcanzar alrededor de un metro de altura y sesenta centímetros de diámetro. Se le conoce comúnmente también como «Geranio Oloroso», aunque realmente es un Pelargoniun.

 

 

 

 

Los tallos son redondeados y gruesos, de color verde en el nuevo crecimiento y leñosos y de color marrón grisáceo en la base de la planta, están cubiertos de una fina pilosidad. Las hojas son redondeadas y de color verde, son parcialmente lobuladas y tienen los bordes dentados, están cubiertas de una fina vellosidad y presentan numerosas nerviaciones hendidas. Las hojas están unidas a los tallos por medio de peciolos redondeados largos, también pilosos, las hojas son muy aromáticas, especialmente si se friccionan.

 

 

 

 

Florece de mediados de primavera a mediados de otoño, las flores son numerosas y se desarrollan en grupos globosos redondeados, son de color rosa intenso brillante, las inflorescencias se desarrollan en el extremo de un peciolo cilíndrico largo, están compuestas por seis o ocho flores generalmente, las flores tienen cinco pétalos ovalados de color rosa intenso liso, o pueden presentan pequeños dibujos oscuros centrales.

 

 

 

 

Situación soleada o parcialmente soleada, suelo suelto, rico en nutrientes y bien drenado. Se cultiva principalmente en macetas, aunque puede cultivarse directamente en el suelo del jardin, queda perfecto en macetas redondeadas situadas en lugares accesibles para poder disfrutar de su agradable aroma. Los ejemplares adultos pueden necesitar tutores puesto que en pocos años las plantas pueden crecen bastante en altura.

 

 

 

 

Aplicar abono completo mineral rico en potasio y fósforo, en primavera y verano, para incentivar la floración, a finales de invierno añadiremos abono orgánico, como humus de lombriz para fertilizar el suelo de plantación, o abono micro granulado completo de rápida adsorcion, para favorecer el nacimiento de nuevos brotes.

 

 

 

 

Riegos regulares en primavera y verano con temperaturas altas y mayor desarrollo y floración, dejar secar ligeramente el sustrato entre riegos, evitar encharcar la tierra de cultivo para prevenir ataques de hongos y pudriciones, añadir un poco de arena de rió al sustrato para asegurar un perfecto drenaje. En otoño e invierno disminuir los riegos a medida que las temperaturas bajen y su crecimiento disminuya. En invierno si la cultivamos en exterior deja de crecer, para reanudar su crecimiento en primavera cuando suben las temperaturas.

 

 

 

 

Podar a finales de invierno o principios de primavera, eliminando tallos y hojas secas y acortando los tallos excesivamente largos, para favorecer el crecimiento de nuevos brotes. Es adecuada para cultivar en exterior en climas de temperaturas moderadas invernales, puede soportar temperaturas bajas invernales, siempre que sean positivas, pero es sensible a las heladas. En climas fríos los ejemplares se cultivan en macetas y se protegen en interior o en invernaderos durante el invierno.

 

 

 

 

 

Se multiplica por esquejes, al tratarse de un cultivar debe multiplicarse por esquejes para obtener plantas idénticas a la planta madre. Para obtener esquejes, podemos aprovechar los resto de poda sanos de la poda de primavera, utilizaremos trozos de tallo que contengan varios nudos de crecimiento, introduciremos en sustrato enriquecido la parte inferior de los esqueje, eliminando las hojas inferiores y enterrando varios nudos para favorecer la formación de raíces. Colocaremos el recipiente en un emplazamiento parcialmente sombreado manteniendo la tierra ligeramente húmeda, en unas semanas los esquejes desarrollaran raíces.

 

 

 

 

Pelargonium Clorinda es una planta resistente y fácil de cultivar, no suele tener problemas con plagas de insectos o enfermedades en condiciones adecuadas de cultivo. Sus principales problemas son debidos a drenajes insuficientes o riegos excesivos que pueden provocar ataques de hongos y enfermedades. DIFICULTAD BAJA.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *