Eryngo de Creta-Eryngiun Creticum

 

Eryngiun Creticum es una planta herbácea perenne perteneciente a la familia  «Apiacea» ( la misma familia de la zanahoria), es originaria del mediterráneo, del sureste de Europa, de países de la península de los Balcanes y del mar Egeo, también se encuentra en el oeste de Asia y en el norte de África. Se encuentra en países como Grecia e Israel.

.

.

.

Crece de forma natural en áreas costeras y rocosas y en zonas de pastos. Las plantas de Erungiun Creticum pueden comportarse como anuales, bianuales o plantas perennes que pueden durar varios años. En algunas ocasiones la parte subterránea de la planta sobrevive al invierno y la planta brota de nuevo en primavera.

 

Ejemplares creciendo de forma natural en zonas costeras de Grecia.

 

 

La planta de Eryngiun Creticum ha sido durante mucho tiempo una planta de gran importancia en la medicina tradicional árabe y griega, una de sus principales aplicaciones ha sido su utilización para el tratamiento de mordeduras de escorpiones y serpientes. Las propiedades de la planta han sido objeto de investigaciones por sus posibles propiedades antibacterianas entre otras. Las hojas jóvenes de la base de la planta son comestibles, previamente cocidas.

 

Ejemplares del Jardín Botánico de la Universidad de Cambridge.

 

 

Las plantas se utilizan como plantas ornamentales por su originalidad y colorido. Forma matas que pueden alcanzar sesenta centímetros de altura. La planta presenta hojas basales tiernas y generalmente espinosas de superficie lisa no velluda de color verde, desarrolla tallos cilíndricos delgados y ramificados de color purpura. Florece en verano, las inflorescencias son muy originales, las pequeñas flores azules o blancas crecen reunidas en formas globosas de color verdoso o azul lavanda, están rodeadas de brácteas espinosas muy finas y alargadas que forman una estrella en la base de las flores. Las flores atraen a abejas y otros insectos polinizadores.

 

 

 

Eryngiun Creticum necesita una situación totalmente soleada para desarrollarse y florecer adecuadamente. Es adecuada para cultivar en suelos ligeros y arenosos con un excelente drenaje, es perfecta para rocallas y suelos pedregosos. Se adapta a suelos pobres y terrenos con distintos grados de ph, a suelos ácidos o alcalinos. Es conveniente colocar las plantas en su emplazamiento definitivo, sus raíces se daña fácilmente si se trasplantan.

 

 

Las plantas pueden admitir el suelo ligeramente húmedo pero se desarrollan mejor en suelos secos. Es una planta apropiada para climas cálidos con inviernos de temperaturas moderadas, clima mediterráneo o similar. Es una planta de poco mantenimiento adecuada para jardines sostenibles, secos y para xerojardineria. No necesita poda, retirar la vegetación seca o dañada por el frió.

 

 

 

Se reproduce por semillas, es aconsejable sembrar las semillas cuando han madurado en otoño, aunque también se pueden sembrar en primavera, pueden tardar varios meses en germinar. Si el clima es frió es conveniente resguardar las pequeñas plantas en invernaderos al menos durante el primer año. A finales de primavera o principios de verano trasplantar a su lugar definitivo.

 

 

 

Podemos multiplicar las plantas por division de mata en primavera o en otoño, manipular con mucho cuidado ya que sus raíces son muy sensibles a los cambios. En ocasiones se multiplican los ejemplares por esquejes de raíz en otoño o invierno. Es una planta muy resistente ante las típicas plagas del jardin, sus principales enemigos son el frió intenso, las heladas y el exceso de humedad o mal drenaje del sustrato. DIFICULTAD MUY BAJA.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *